Discurso

Autor: Pablo Medina

Date cuenta de que tienes un plato. El plato estaba limpio ¿es esto cierto? O ya contenía alimentos o se los pusiste después en al plato, y antes tuviste que cocinar y más tareas: lavar, trocear, aliñar (en el caso de las ensaladas), freír, condimentar hasta presentar y servir.

Hubo un tiempo en el que comer todos los días era más puro. Recuerdas ahora aquellos días que mientras se preparaba la comida, a veces hasta se picaba de la comida sin estar hecha. Un ejemplo: coger una judía verde sin cocer o un trozo de patata y comérselo antes de cocinarlo. Eso sólo ocurría en aquellos días. Es un momento de la vida que parece de chiste. Vamos a tomárselo con humor, como el de aquel que andaba en la cocina con la fruta, te acercas a verle y te lo encuentras comiéndose un plátano con la cáscara y preguntas:

-¿Te lo comes sin pelar?

-Y qué más me da. Ya sé lo que hay dentro.

Bien, has llegado al momento, lo tienes todo preparado, los alimentos cocinados de la sartén al plato y si es una ensalada cómo la sirves ahora que esta troceada y la tienes en la tabla; te hace falta para empujar a la ensaladera tu herramienta, un instrumento. Además, para comértelo te planteas si es sólido o liquido con caldo, si mancha o si puedes o no llevártelo a la boca con la mano.

¿Quién sería el primer inventor que pensó esto mismo y le puso remedio? Es decir, que pensó quizás, quiero comer, pero no quiero mancharme las manos. Tuvo que pensar cómo fabricar un instrumento-herramienta que me facilite el momento diario de la alimentación.

Empezaría pensando qué forma debería tener, debería ser de forma alargada, más ancha por un extremo que por otro y en uno de los dos extremos algo similar a las púas para pinchar, un número de entre tres o cuatro como máximo, si no se podría confundir con un instrumento del tipo sierra. Lo llamó tenedor, además de sostener y enganchar los sólidos, te ayuda a llevártelos a la boca.

Se llamará tenedor que es lo que está usted utilizando. Y de paso, como obsequio, su compañero el cuchillo, que corta la carne y el pescado y si se produce el momento, le sirve a usted como arma para defenderse.

Anuncios

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s